Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de 2019

Vilafor. La cuna del Hermano Pedro

Para llegar a Vilaflor, tomamos una empinada carretera que parecía alejarnos de todo lo que conocíamos. Era como si nos adentráramos en un terreno inhóspito e inexplorado. Así, empezaron a surgir los pinos a ambos lados de la carretera. Y seguíamos subiendo. La pendiente se hizo aún más grande. La arboleda era más espesa y la niebla empezaba a envolvernos. En cuestión de 20 minutos habíamos pasado del cálido ambiente del sur de Tenerife a la humedad y el frío. Cuando llegamos a las puertas de Vilaflor, el termómetro del coche marcaba 12 grados ¡en pleno mes de abril. La niebla era tan espesa que nos costó dar con el pequeño hotel pese a que se trata de un pequeño pueblo. Al aparcar y salir del coche, todo era completamente distinto a lo que habíamos dejado atrás. Respirábamos aire limpio y fresco. La quietud era total. No se escuchaba ningún ruido y no había nadie en la calle. Tras dejar las cosas en el hotel salimos a dar un paseo. Queríamos estirar las piernas tras más de una hor…

Los Rodeos. Leyendas de una tragedia

Recién cumplido el 42 aniversario del terrible accidente aéreo de Los Rodeos, solemos echar un vistazo a las historias inexplicables que tanto generó el desastre. Pero en esta ocasión, este post viene justificado por la aparición de nuevos testimonios e historias que se vienen a sumar al folclore de este suceso que engrosarán la leyenda para siempre. Estamos seguros de que dentro de diez o veinte años, seguiremos revisitando el asunto y no dejaremos de asombrarnos.
Niños fantasmas Recordamos a nuestros lectores que en 2007 publicamos un artículo en la revista Año Cero en el que recogíamos los testimonios de varias personas que durante el curso de una instrucción militar tuvieron encuentros con un niño o una niña de aspecto fantasmal. Eran historias que nos remitían a la leyenda de la "niña de la garita". Publicamos el relato de un joven que se encontraba haciendo el servicio militar, a mediados de los años 90, en la base militar anexa al aeropuerto de Los Rodeos. Una noche, en…

Mad man in Waco

Durante estos días se cumple el 26 aniversario del inicio del asalto por parte del FBI al rancho de Waco en el que se alojaba la secta conocida como “rama davidiana”, una escisión de los Adventistas del Séptimo Día. El suceso sigue vivo en la memoria colectiva por el dramático resultado. Tras 51 días de asedio, murieron 76 personas como consecuencia de un incendio cuyo origen, a día de hoy, sigue sujeto a especulaciones. A mi modo de ver, David Koresh, el líder del grupo, era el primer convencido. No era para nada un charlatán al uso o un vendedor de crecepelos. Tenía una visión para su comunidad y quería materializarla. Pero, sobre todo,  Koresh quería trascender de alguna forma. Eligió la religión, pero podía haber sido la música. Ese carácter narcisista, tan común en los líderes sectarios, le convirtió en una protoestrella del rock, como dejó patente en una serie de grabaciones de audio que realizó, junto a su banda, durante los días en los que él y su comuna estuvieron recluidos.
Ro…